Fundación «la Caixa» facilita más de 300 empleos en Andalucía para servicios esenciales ante la COVID-19 a través del Programa Incorpora

Incorpora, el programa de inserción sociolaboral de la Fundación ”la Caixa”, ha dado una respuesta inmediata a la crisis derivada del coronavirus. Desde que llegó la pandemia a España y hasta la fecha, ya ha facilitado 306 contrataciones para empleos de primera necesidad en Andalucía, a través de 144 empresas socialmente responsables.

En el conjunto de España, ya se ha facilitado 1.627 contrataciones para empleos de primera necesidad en el contexto del estado de alarma. Esto ha sido posible gracias a una red de 406 entidades sociales, que han conseguido estas inserciones laborales a través de 948 empresas.

La paralización de sectores como la hostelería y la restauración, así como el consiguiente aumento de las cifras del paro, se contraponen al aumento de la demanda de personal en servicios esenciales de los siguientes sectores:

  • Actividades sanitarias y servicios sociales, con prevalencia de las actividades de asistencia en centros residenciales
  • Servicios auxiliares, entre los que destacan la limpieza y los servicios integrales a edificios
  • Sector agrario, para las campañas de recogida de fruta y verdura
  • Comercio al por menor y al por mayor

Así, personas en situaciones de alto riesgo de exclusión se han convertido en trabajadores esenciales en el desarrollo de tareas en primera línea de la respuesta a la pandemia: en hospitales y residencias de personas mayores, personal de limpieza o auxiliares de enfermería y geriatría, y técnicos auxiliares de farmacia y de emergencias sanitarias; en tiendas de productos de primera necesidad, vendedores, mozos de almacén y reponedores, así como peones agrícolas.

La crisis derivada del coronavirus también ha obligado a adaptarse al teletrabajo a los 1.072 técnicos de inserción sociolaboral de Incorpora, figuras esenciales por su atención personalizada a los usuarios. Este proceso, ahora a distancia, incluye la prospección de empresas, el seguimiento del proceso de formación, el acompañamiento laboral, la solución de los posibles conflictos que puedan surgir en el marco de la relación laboral, y el fomento de la adhesión de nuevas empresas al programa.

Incorpora ofrece a las empresas un servicio gratuito de asesoramiento y acompañamiento en acciones de responsabilidad social para facilitar la integración laboral de personas con discapacidad o en situación de vulnerabilidad, como jóvenes en riesgo de exclusión, víctimas de violencia de género, parados de larga duración y exreclusos, entre otros.

En palabras del director general de la Fundación Bancaria «la Caixa”, Antonio Vila: «Desde Incorpora, estamos dando respuesta a la demanda urgente de personal en servicios esenciales y facilitando perfiles que se ajustan a las necesidades del momento. Así, personas que provienen de situaciones de elevada vulnerabilidad están dando un paso adelante y convirtiéndose en imprescindibles».

Incorpora, el programa de integración laboral de ”la Caixa”, facilitó 36.803 puestos de trabajo a personas vulnerables a lo largo de 2019, frente a los 32.609 de 2018 (un 13 % más). Esto ha sido posible gracias a la implicación de 13.613 empresas en este proyecto de responsabilidad social, que ya ha cumplido catorce años desde su puesta en marcha.

El objetivo de Incorpora es que las personas sean agentes de su propio cambio para salir de situaciones difíciles, centrándose en el empleo como forma de inserción social. Para ello, tiende puentes entre las empresas y las entidades sociales que se dedican a la integración laboral, con el fin de crear un clima de entendimiento y colaboración entre ambas partes que redunde en oportunidades para quienes más lo necesitan.

Además, a través de su línea de autoempleo, Incorpora apoya a personas en situación de vulnerabilidad para crear su propia microempresa, y en la situación actual, intensificando la respuesta a las consultas de los emprendedores. En 2019 se crearon 1.356 nuevas microempresas.

La Asociación NOESSO se reúne en el Ayuntamiento de Vícar para tratar cuestiones sobre el Plan ERACIS (Estrategia Regional Andaluza para la Cohesión e Inclusión Social)

Esta iniciativa se ha puesto en marcha desde la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales, en cofinanciación con el Fondo Social Europeo, en el Marco del Programa Operativo FSE Comunidad Autónoma de Andalucía 2014-2020.

Este Proyecto se enmarca dentro del Objetivo Especifico 9.1.1: “Mejorar la inserción socio–laboral de personas en situación o riesgo de exclusión social, a través de la activación y de itinerarios integrados y personalizados de inserción”

El objetivo de este Proyecto es establecer mecanismos de compensación al objeto de que las personas residentes en zonas con necesidades de transformación social puedan acceder a los distintos Sistemas de Protección Social: educación, salud, servicios sociales y empleo, así como a otros servicios públicos. Se desarrollaran varias actuaciones dentro del marco de este proyecto:

1- Elaborar un diagnóstico sobre la situación de desigualdad y exclusión relativo tanto a la calidad de vida de las personas como al propio territorio.

2- Diseñar y elaborar la estrategia regional a seguir para la intervención integral en las zonas identificadas anteriormente como desfavorecidas en Andalucía.

3- dinamizar espacios de trabajo desde los siguientes espacios: comisión interadministrativa, comprende a personas representantes de las consejerías de Igualdad y Políticas Sociales, Empleo, Empresa y Comercio, Salud, Educación, Presidencia y Administración Local, Fomento y Vivienda, Economía y Conocimiento, así como el instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía y el Servicio Andaluz de Empleo; un comité asesor que estará formado por expertos del ámbito universitario, intervención comunitaria y de la  Administración pública y una comisión de personas expertas.

4- Para llevar a cabo el proyecto también se desarrollará una formación de agentes del territorio a través de un Seminario Internacional y dos talleres de experiencias andaluzas en la intervención en zonas.

5- Las entidades locales elaboraran planes de intervención en las zonas que deberán responder los criterios y contenidos establecidos en la Estrategia regional, definido de forma participada entre las Administraciones Públicas competentes, los agentes sociales que intervienen en el barrio y la ciudadanía residente en los territorios.

6- Desde la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales se gestiona y realiza el seguimiento de la cofinanciación llevada a cabo por el FSE. Las actuaciones a subvencionar son:

  • Diseño y elaboración a nivel regional de la Estrategia Regional de Intervención Integral en Zonas Desfavorecidas de Andalucía.
  • Elaboración de los Planes Locales de Intervención en Zonas Desfavorecidas. Estas ayudas requerirán, con carácter previo, la disposición de un Plan Local de Intervención en Zonas Desfavorecidas con un horizonte mínimo de 4 años.
  • Ayudas financieras a proyectos de Entidades Locales y Organizaciones sin Ánimo de Lucro para la implantación y el desarrollo de las Estrategias Locales de Intervención en Zonas Desfavorecidas. Los proyectos a financiar deben estar incluidos en los planes locales así como apoyar los objetivos de la Estrategia de Intervención en Zonas Desfavorecidas de Andalucía

Las actuaciones de los Ayuntamientos y las ONGs a financiar, siempre en el marco del Plan Local de Intervención de Zonas Desfavorecidas aprobado, podrán afectar a las siguientes áreas:

En materia de vivienda. Se proporcionarán los recursos humanos y materiales necesarios para facilitar el acceso a las ayudas que la Consejería competente en dicha materia tenga establecidas para esta finalidad y se asesorará a aquellas personas que necesiten la regularización jurídica de su vivienda habitual.

Acciones de intermediación entre las familias y la comunidad educativa que permitan incrementar el éxito académico y reducir el abandono escolar temprano.

El acompañamiento en el paso de la educación al empleo (asesoramiento, alfabetización digital, formación ocupacional y profesional), considerándose necesario que una vez conseguido el nivel formativo u ocupacional adecuado para su incorporación al mercado de trabajo, se le asigne a la persona, un/a tutor/a.

La tutorización y mediación en materia de inserción social (habilidades sociales, pautas y horarios normalizados…).

En materia sanitaria, se colaborará con los profesionales sanitarios de la zona en actuaciones de carácter preventivo, haciendo hincapié en aquellas dirigidas a las personas menores de edad, así como a las que propicien hábitos de vida saludable.

  • Establecer los perfiles competenciales de las personas mediadoras- tutoras de estos procesos, su formación y capacitación.

El Día de la Merced pedimos más atención para las personas reclusas

Con motivo del Día de la Merced, Patrona de las cárceles, la Red UNAD (a la que pertenece NOESSO) quiere visibilizar la situación de la población reclusa con problemas de adicciones, un colectivo cargado de estigmas que apenas interesa a la población en general y cuyos problemas tienen un escaso reflejo en los programas electorales. El pasado año, el 20% de los servicios asistenciales que prestó UNAD se destinaron a personas internas en centros penitenciarios.

En este día, la red UNAD reclama una mayor apuesta pública por la incorporación social de las personas privadas de libertad. En la Merced 2019, UNAD quiere reclamar a los responsables políticos que se usen más la alternativas a la prisión para este colectivo, medidas sin duda más beneficiosas para el conjunto de la sociedad porque está demostrado que ayudan a reducir la reincidencia en el delito cometido a causa de la adicción. En concreto, UNAD reclama que medidas como salidas terapéuticas a nuestras entidades o salidas para participar en programas de voluntariado se extiendan a personas con problemas de adicciones o de exclusión social que quieren una oportunidad en su vida. Especialmente urgente es la situación de las personas con problemas graves de salud mental que a día de hoy llenan las prisiones españolas.

Según el estudio anual que edita la Red de Atención a las Adicciones, el 42% de las entidades que forman parte de UNAD pertenecen a algún Consejo Social Penitenciario. El pasado año la Red UNAD abordó -gracias a la financiación del IRPF– cinco programas específicos y 12 proyectos destinados a población reclusa con problemas de adicciones, lo que benefició a más de 1.400 personas reclusas en nuestro país.

CUANDO DEJAMOS DE SOÑAR Y EMPEZAMOS A COOPERAR

Durante los días 4, 5 y 6 de Julio, el Consorcio Andaluz de Impulso Social (CAIS) ha celebrado su Asamblea General en Laroles. Unos días donde hacer un repaso crítico a la marcha de una Cooperativa con vocación de constituirse en palanca del Tercer Sector andaluz.

 

 

 

CAIS celebra en Laroles (Granada) que cumple años y alcanza objetivos y metas

Hace tres años que un grupo de entidades sociales nos decidimos a poner en marcha una iniciativa que nos llevase por la vida de la cooperación a fortalecer nuestro «músculo organizativo» y afrontar juntos la fragilidad y el riesgo en el que nos dejaban los efectos de la crisis.

 CAIS es un grupo cooperativo inicialmente promovido por ocho asociaciones andaluzas al que se han ido sumando entidades hasta llegar a la treintena que lo conforman actualmente. Se trata de generar servicios de calidad que nos conviertan en entidades más competitivas, a través de la cooperación.

Revisamos el estado de nuestros avances en la prestación de servicios y nuestras alianzas estratégicas

Durante tres días, una treintena de representantes de las entidades asociadas y las de prestación de servicios, hemos tenido ocasión de debatir en un ambiente de verdadera familia sobre los avances que hemos logrado y los retos ante los que nos situamos. La valoración general es muy positiva.

Están puestas las bases para que este movimiento cooperativo pueda ofrecer sus servicios de formación, gestión de comunicación e incidencia, implantación de sistemas de calidad, toolkit (herramientas de gestión de programas-personas-recursos), impulso empresarial y emprendimiento, interconexión de proyectos comunes e intercambio de experiencias, y todo sustentado sobre unos valores que persiguen la transformación social.

Por otra parte, CAIS ha desarrollado un sistema de alianzas con diferentes entidades para la prestación de servicios como suministro de electricidad (Som Energía), financiación (Fiare Banca Ética y Coop 57), Seguros Éticos (CAES), formación (ENLACE y Escuela de Economía Social), desarrollo de herramientas de gestión informática de la información y de los recursos (Fundación Ayesa)

Los/las protagonistas del encuentro

En esta ocasión además, del equipo técnico y directivo, hemos contado con la presencia de Isabel Rueda, en representación de CEPES, la entidad que desde el primer momento ha creído en esta iniciativa, única en nuestro país, dentro del Tercer Sector, y que viene apoyando primero la puesta en marcha, y en estos momentos la consolidación de esta iniciativa empresarial.

Nos acompañaron también delegadas de Son Energía, de finanzas éticas (FIARE y Coop57), de la Cooperativa Ingenia y Alternativas Jurídicas, entre otros, testigos y actores de un entramado de personas y entidades que hemos encontrado en el arte de cooperar nuestra mayor fortaleza.

El entorno, el ocio y el trabajo que se retroalimentaron mutuamente

Las Alpujarras, granadina y almeriense, actuaron además de anfitrionas como unas magníficas aliadas para que el resultado del trabajo se midiese en términos de calidez y de calidad.

La jornada del sábado, día 6, aprovechando la proximidad, nos dimos cita en Laujar de Andarax donde visitaron las instalaciones de la Comunidad Terapéutica «La Quinta» y terminamos compartiendo la mesa en el paraje incomparable del nacimiento del rio Andarax.