Entradas

,

LA FEDERACIÓN ENLACE CELEBRA EN CÁDIZ UNA JORNADA JURÍDICA SOBRE ADICCIONES

federación enlace adicciones 02

El pasado día 15 de junio ha tenido lugar en el Ilustre Colegio de Abogados de Cádiz, con su colaboración, la Jornada Jurídica sobre Adicciones organizadas por la Comisión Jurídica de la Federación Andaluza Enlace, siendo inauguradas por el Decano del Colegio, Pascual Valiente, y Antonio Escobar, Presidente de ENLACE. En dicha inauguración se ha resaltado la importancia de celebrar este tipo de encuentros, que facilitan la coordinación entre el mundo judicial y el de las adicciones, así como el trabajo del equipo jurídico de ENLACE, formado por 9 abogados/as que dan asesoramiento y asistencia jurídica a aquellas personas que se encuentran en tratamiento en Centros públicos de adicciones en Andalucía, en la búsqueda de alternativas a medidas de represión y privativas de libertad. Complementando su actuación con la importante labor que se desempeña desde ENLACE en materia de mediación y justicia restaurativa.

En esta Jornada se ha denunciado que las políticas de drogas de corte prohibicionista, implantadas en la ONU desde los años 60, han fracasado: ni las drogas ni las adicciones han desaparecido de nuestra sociedad, haciendo las mafias más poderosas; por lo que se hace necesario revisar esas medidas y sustituirlas por otras más justas y eficaces.federación enlace adicciones

Poniendo de manifiesto nuestra preocupación especial por la Comarca de Gibraltar, instando para la existencia de un plan de actuación integral y que las Administraciones Públicas se impliquen en buscar alternativas laborales y educacionales.

De la mano de Rafael Ramos, abogado de Málaga, hemos podido conocer la jurisprudencia del Tribunal Supremo en el tratamiento legal de los clubes cannábicos, acercándonos a su funcionamiento y a las sentencias más recientes.

Hemos debatido sobre “La cuestión de inconstitucionalidad en materia de seguridad vial y drogas” y la sentencia del Tribunal Constitucional resultante, gracias a la intervención de Carmen Martínez, Magistrada del Juzgado de Instrucción núm. 4 de Algeciras. También se han debatido las dudas que se plantean con las sanciones por mera presencia de drogas sin constatar que afecte a las facultades en la conducción.

federación enlace adicciones 03Por último, durante la mesa redonda “Respuestas jurídicas al consumo”, se han expuesto las herramientas que los agentes que intervienen en el ámbito judicial de adicciones pueden usar y la función de los terapeutas de los centros de tratamiento. Dicha mesa ha contado con la participación de Juan Coloma, Magistrado del Juzgado de lo Penal núm. 1 de Cádiz, Carmen Picón, Trabajadora Social del Centro Provincial de Drogodependencias de Cádiz y del Centro de Tratamiento de Jerez, y Marina Fontana Abogada de Málaga.

,

LA POBREZA TAMBIÉN AFECTA, DE MANERA DETERMINANTE, EN EL DESARROLLO DEL CEREBRO

conferencia charo 2

El cerebro es una herramienta cargada de futuro, por su flexibilidad y versatilidad, pero al mismo tiempo es un registro fiel de las oportunidades que cada persona tiene en esta vida para desarrollarse.

Hace unos días que la Plataforma Almería unida Contra la Pobreza de Almería, concluían las actividades de esta última edición, con una magistral conferencia de la Doctora Charo Rueda Cuerva, bajo el título “Influencia de la pobreza en el desarrollo del cerebro”. Destacamos aquí algunas de las ideas más relevantes de la conferencia  pronunciada donde se abre un vasto campo para la intervención proactiva y preventiva, de cara a fomentar la igualdad de oportunidades y la responsabilidad ética de todos para con el desarrollo de cada ser humano que viene a este mundo.

 La escasez de recursos tiene un impacto directo en el desarrollo del cerebroconferencia charo 3

 Es importante subrayar la palabra también en el título de este artículo, ya que la pobreza se puede representar como un círculo de efectos negativos que impiden al individuo vivir con dignidad y ser dueño de su futuro.

La escasez de recursos tiene un impacto directo en la nutrición, el acceso a la educación, la salud y la exposición a situaciones adversas y de inseguridad de diversa índole. En las viviendas que carecen de recursos básicos se producen mayores problemas de salud. También hay mayor riesgo de violencia, siendo las mujeres particularmente vulnerables. Vivir en condiciones de pobreza repercute en los niveles de estrés, ansiedad y depresión de las familias y tiene un efecto profundo en las relaciones afectivas y sociales que se dan entre los miembros de la propia familia, y también entre estas familias y su entorno social.

En estas condiciones, hay también mayor riesgo de adicciones al alcohol y otras drogas que ayudan a afrontar la situación muy a corto plazo, pero tienen efectos devastadores en el individuo a medio y largo plazo. De forma colateral a todas estas condiciones, la pobreza pone a la familia en riesgo de marginación social y laboral, lo que a su vez causa mayor escasez y adversidad. De esta forma, el círculo se nutre a sí mismo como una bola de nieve.

Por si todo lo anterior fuese poco, desde el campo de la Psicología y la Neurociencia se han llevado a cabo numerosas investigaciones en los últimos años que muestran los efectos colaterales de la pobreza en el desarrollo del cerebro y las capacidades cognitivas de los niños que crecen en entornos de pobreza.

El cerebro es un órgano plástico que crece en conexión con la experiencia

El cerebro es un órgano tremendamente plástico. Esto significa que el cerebro crece en conexión con la experiencia. Las experiencias del niño nutren al cerebro y le hacen crecer de forma óptima. El grado en que el desarrollo intelectual y emocional del niño es estimulado por sus cuidadores repercute en el crecimiento del cerebro y también en la eficacia con la que funciona. La parte más plástica del cerebro, y por tanto también más vulnerable, es la que alberga las capacidades mentales superiores del ser humano, que son el lenguaje, la atención, la regulación de emociones y del comportamiento, la memoria y el razonamiento.conferencia charo 2

El cerebro se desarrolla en menor medida en niños y niñas que crecen en entornos de mayor pobreza

Un dato robusto que nos da la investigación en Psicología es que estas capacidades suelen ser menos óptimas en niños y niñas que crecen en entornos de pobreza. El fracaso escolar y los problemas de comportamiento se dan, con más frecuencia, en niños de familias con menor estatus socio-económico. Además de este dato, los avances tecnológicos de los últimos años en neuroimagen han permitido estudiar el impacto que tiene la pobreza en el desarrollo del cerebro. Las partes del cerebro más importantes para el lenguaje, la atención y el aprendizaje se ven particularmente afectadas. Estas partes del cerebro se desarrollan en menor medida en niños y niñas que crecen en entornos de mayor pobreza.

La investigación muestra de forma muy clara que son los efectos colaterales de la pobreza, y no los ingresos de la familia per se, los que se relacionan con un desarrollo menos óptimo del cerebro. Las oportunidades de aprendizaje, el uso de pautas educativas consistentes y que se transmiten sobre una base de afecto son cruciales y se asocian con un mejor funcionamiento del cerebro. Además, los efectos del entorno socio-económico se observan desde los primeros años de vida. El cerebro de los bebés de apenas un año ya muestra un funcionamiento más avanzado cuando los bebés están siendo criados en entornos de mayor nivel socio-económico.

Relevancia de la pobreza en la capacidad de los cuidadores para crear condiciones adecuadas para el desarrollo de los niños/as

Crecer en un entorno seguro y rico en oportunidades de aprendizaje, a la vez que sentirse querido y guiado con sensibilidad y afecto son los dos aspectos del entorno que parecen ser más importantes para el desarrollo del cerebro. Desafortunadamente, la pobreza deteriora enormemente la capacidad de los cuidadores para proporcionar estas condiciones a los menores.

Pobreza no es igual a sencillez y humildad, tampoco se puede definir exclusivamente como la falta de recursos económicos. El bienestar emocional y el acceso a oportunidades no está reñido con la sencillez, pero sí se ve tremendamente afectado por la pobreza. El cerebro crece mejor cuando lo puede hacer en condiciones de bienestar emocional y de acceso a recursos básicos de educación. Que la pobreza afecte al propio desarrollo del cerebro de los pequeños no solamente es injusto para los niños que nacen en familias con menos recursos, es también una forma de prolongar la pobreza de una generación a la siguiente.

La investigación de la neurociencia pone un nuevo dato sobre la mesa que no podemos ignorar. Otro motivo más para que veamos la necesidad de luchar contra la desigualdad de oportunidades. ¡Queremos padres sanos, felices, educados y con recursos para todos!

Extracto de la Conferencia “Influencia de la pobreza en el desarrollo del Cerebro” de Dª Charo Rueda Cuerva                                          Doctora en Psicología (Especialista en Neurociencia Cognitiva del Desarrollo)

,

LAS ENTIDADES ANDALUZAS DE ATENCIÓN A LAS ADICCIONES REALIZAMOS 15.000 INTERVENCIONES EN EL PASADO AÑO 2016

lupa

Del total de personas atendidas, la mayoría de ellas tenía entre 26 y 44 años de edad, siendo muchas consumidoras de varias sustancias.

Noesso como entidad miembro de la red UNAD-Andalucía y ENLACE da a conocer las conclusiones del estudio sobre el perfil de las personas atendidas por problemas de adicciones durante el pasado año 2016. Este estudio, en el que han participado un total de 64 entidades, ha sido coordinado por UNAD (Unión de Asociaciones y Entidades de Atención al Drogodependiente) en colaboración con el Colegio de Sociólogos de Madrid y gracias al apoyo del Plan Nacional Sobre Drogas (Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad).

Entre las conclusiones recogidas de 15.000 intervenciones realizadas en servicios prestados por las entidades de intervención psicosocial de UNAD, destaca que la franja de edad más atendida es entre 26 y 44 años (55%), que consumen varias drogas en el 75% de los casos. En el caso de los hombres, el tiempo de consumo es superior a los 11 años en un 48%, mientras que entre las mujeres oscila entre 6 y 10 años (36%). Entre las mujeres más jóvenes, de entre 16 y 25 años, está aumentando ligeramente el porcentaje, lo que puede significar dos cosas: una mejora del acceso a los recursos para las mujeres o un aumento del consumo entre las mujeres jóvenes.

La mayoría de las personas usuarias han sido atendidas en recursos asistenciales, seguido de los servicios de asesoramiento jurídico.

Respecto a las sustancias consumidas, se mantienen las tendencias de consumo que ofrecen otros estudios estadísticos y, obedeciendo a diferencias de género ya detectadas, los hombres consumen más sustancias ilegales y las mujeres superan ligeramente a los hombres en problemas con el alcohol, cuadriplicándolos en cuanto a ansiolíticos y somníferos.

Concretamente, en lo que se refiere a quienes recibieron atención por primera vez en 2016, las mujeres superan a los hombres en el consumo de alcohol en un 31%, tal y como indicábamos. Un 17% de ellas son usuarias de ansiolíticos o somníferos, mientras que entre los hombres se demanda mayor asistencia debido al consumo de cocaína (27%) y cannabis (17%).

El capítulo dedicado a las adicciones sin sustancia sitúa en primer lugar la adicción al juego (43% de las personas atendidas). Además, durante estos últimos años, estamos viendo que la adicción al teléfono móvil cobra importancia, llegando a ser un problema para un 32% de personas. Los videojuegos e internet son la causa de la solicitud de asistencia para el 10% y 6% respectivamente de usuarios y usuarias. En este grupo también se observan claras diferencias de género. Entre las mujeres destaca la adicción al teléfono móvil (50%), mientras que entre los hombres es más frecuente el juego patológico (52%).

En la red UNAD Andalucía destaca la importante labor de asesoramiento, apoyo y acompañamiento a las familias de las personas con problemas de adicciones que realizan las entidades andaluzas, y un problema común entre más de la mitad de las personas atendidas: el desempleo, y en consecuencia, los problemas económicos derivados.

,

EL ABUSO DE DROGAS TRASTOCA EL MERCADO LABORAL EN EE UU

drogas3

La Reserva Federal alerta de que la adicción a los opiáceos y las muertes por sobredosis explican por qué los jóvenes trabajan menos

La principal causa de muertes en Estados Unidos entre los ciudadanos con menos de 50 años de edad no es el cáncer, el suicidio, los accidentes de coches ni la violencia por armas. Son las drogas. Las consecuencias de la adicción llegan hasta el punto de trastocar la lectura del dato de paro a la baja. Es la gran paradoja de este drama. Como explica la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, la mayor autoridad económica del país, el abuso de estupefacientes explica por qué la población activa se reduce.

Yellen hizo este razonamiento a raíz de la pregunta de un senador en la que le pedía le ayudara a entender la discrepancia que hay entre los puestos de trabajo vacantes y el ritmo actual de contratación.

La presidenta de la Fed, conocida por tener una sensibilidad especial hacia las cuestiones sociales que afectan a la economía, introdujo en ese momento otro argumento. En su comparecencia esta semana ante el Senado explicó que otro de los motivos que explican por qué la tasa de participación esté al nivel de hace tres décadas es por la crisis por la adicción de los jóvenes en edad de trabajar a los opiáceos.

Por tres razones. Por un lado, el consumo de drogas provoca que los jóvenes abandonen sus estudios y no se formen. Por otro, los adictos se apartan del mercado laboral. Y por último, debido al alto índice de suicidios por las depresiones y las muertes por sobredosis. La epidemia, añadió, golpea especialmente a comunidades que ya sufren serios problemas económicos y que se sienten desplazadas.

Las estadísticas que maneja la Fed, indicó, reflejan que muchos jóvenes en edad de trabajar no participan activamente en el mercado laboral por el consumo de medicamentos con receta y opiáceos. Es más, señaló que el incremento de muertes que se está observado es “extremadamente insólito”. “EE UU es la única nación avanzada en la que hemos visto algo así”, señaló, “es un problema desgarrador”.

*Fuente: El Pais