Se reduce el número de personas usuarias atendidas en NOESSO pese a los esfuerzos de realizar todos los programas en tiempo de pandemia

Trabajar en medio de la pandemia, aplicando férreas medidas de prevención para proteger a las personas, ha hecho especialmente compleja la tarea de NOESSO en 2020. No obstante, podemos felicitarnos porque se han ejecutado todos los programas, e incluso se han puesto en marcha dos recursos nuevos fortaleciendo nuestro compromiso con los jóvenes con problemas. Sin embargo, los datos arrojan una reducción de las personas atendidas arrastrados por la aplicación de los protocolos del COVID19.

 

Desde NOESSO se ha realizado una evaluación de los resultados y el impacto social y económico del ejercicio 2020. Particular interés presenta la comparativa entre el número de personas atendidas en los programas de atención a las adicciones, inclusión de jóvenes e inserción socio-laboral que se ha realizado en 2019 y en 2020.

Entre los recursos que NOESSO gestiona para la inclusión de las personas podemos destacar su Comunidad Terapéutica para quienes quieren salir de una adicción. Este recurso acogió a  110 personas en 2019, en 2020 solo atendió a 96, lo que significa un descenso de 14 personas menos atendidas. En acogida, información y diagnóstico, se ha pasado de 268 personas atendidas en 2019, a 230 personas atendidas en 2020, lo que son 38 personas menos. Otros programas han logrado mantener su nivel de atención. Por ejemplo, en el servicio de orientación laboral, Andalucía Orienta, se ha pasado de 784 en 2019, a 786 en 2020, lo que implica un leve incremento. La atención a menores también se ha logrado mantener, ya que el Centro de Menores Paco Fernández ha mantenido el número de  personas atendidas en los dos últimos ejercicios. Sin embargo, de un año a otro, en el cómputo global se ha atendido a 688 personas menos, lo que significa un 18 %  menos de personas atendidas en los recursos de NOESSO.

Muchos han sido los factores que hay que tener en cuenta para explicar esta reducción de personas atendidas. Durante algunos meses varios servicios solo ha sido posible prestarlos de forma telefónica, incluso ha habido periodos del año en los que no ha sido posible hacer ingresos de nuevas personas en la Comunidad Terapéutica, las altas voluntarias aumentaron debido a la ansiedad generalizada por la situación.  En algunos momentos no se han podido realizar salidas desde los centros, ni salidas programadas, ni visitas de la familia, o realizar actividades ordinariamente programadas, lo que ha exigido un importante reajuste de la programación de los Centros.

Nuevos programas y refuerzo en los equipos

Pese a la situación de adversidad, desde NOESSO se han comenzado dos nuevos programas, Alandar +18, dedicado a la inclusión socio-laboral de personas extuteladas, procedentes del Sistema de Protección de Menores,  donde se han atendido a 18, abriendo dos viviendas que han servido de recurso y alojamiento para ellos.

También se ha iniciado el Programa La Fuente, donde NOESSSO ha puesto su experiencia terapéutica, educativa y de reinserción, al servicio de un programa con capacidad para ocho menores en conflicto social. Estos menores son tutelados por el Sistema de Protección y se han trabajado las herramientas necesarias para incentivar su normalización impulsando nuevos aprendizajes.

La puesta en marcha de estos programas ha conllevado un aumento significativo de la plantilla de profesionales contratados y la movilización de importantes recursos. Debido a las nuevas contrataciones, se ha llegado a más de 60 profesionales contratados en 2020, mientras que en 2019 estaba en torno a los 50.

Nuevos protocolos para combatir el COVID

Fruto del esfuerzo de los diferentes equipos el resultado ha sido que los centros residenciales de NOESSO se han mantenido sin ningún caso de COVID. Se han reservado áreas determinadas de los centros por si era necesario tener que guardar un tiempo de aislamiento o cuarentenas en caso de contagio o contacto con alguien con el virus Hay que reseñar que las personas que ingresan, o vuelven de salidas, han tenido que guardar cuarentenas.

Para el ingreso en los centros residenciales  se ha pedido, como es preceptivo, PCR negativa o resultados de test de antígenos para poder acceder a estos recursos. Las exigencias de los protocolos de higiene han sido muy altas, llegando a una limpieza de los puestos de trabajo y desinfección diaria. También se ha realizado una subdivisión grupal para poder hacer una mejor gestión de los espacios y garantizar la distancia social recomendada o la utilización de espacios exteriores siempre que ha sido posible. Además, todo lo que trae la persona que ingresa, ropa y otras pertenencias, de fuera de los centros, se pone en cuarentena.

El impacto de la pandemia, ocasionada por el COVID19, ha sido significativo. Si bien se han mantenido la totalidad de los programas y recursos activos, en todo momento, las medidas preventivas y la puesta en marcha de los protocolos de actuación, han obligado a redoblar los esfuerzos personales y económicos, al tiempo que han provocado un descenso significativo de la rentabilidad social de nuestros servicios. Particular mención merece el incremento del número de bajas laborales ocasionadas directamente por posibles contactos con el COVID, lo que ha acarreado un incremento significativo del gasto de sustitución de profesionales.

 

Asociación NOESSO

NOESSO es una Asociación sin ánimo de lucro, de interés social y declarada de utilidad pública. Da una respuesta integral a quienes sufren algún tipo de adicción o se encuentran en situación de riesgo, acompaña el cambio de menores con problemas de conducta, y genera itinerarios de inserción laboral para personas en situación o riesgo de exclusión.

 

Para más información:

Juan Sánchez Miranda, Director Asociación NOESSO.

Email jsmiranda@noesso.org

Teléfono: +34 686 74 09 87

Isabel Porras Novalbos, Responsable de Comunicación: comunicacion@cais.coop

NOESSO continua su intervención en la Prisión de Almería “El Acebuche” durante el Estado de Alarma

NOESSO participa en el Programa Marco de Intervención en Prisión desde 2019. Se hace apoyo psicológico a las personas que tienen problemas de adicciones y se encuentran en la Prisión de Almería “El Acebuche”. Su equipo de psicólogas, trabajadores sociales y formadoras llevan a cabo un programa que apoya a través de actividades como atención psicológica y diferentes talleres formativos de prevención de recaídas, prevención de sobredosis, talleres de reducción del daño, además  de acompañamiento. En este programa son mujeres y jóvenes, que están privadas de libertad, y se acompaña su proceso y se ayuda a su integración en la sociedad durante el cumplimiento de sus condenas,  para poder integrarse una vez finalizado su período en la cárcel.

Pese al Estado de Alarma que se ha vivido en las últimas semanas, la ejecución del Programa Marco y las intervenciones en prisión han continuado gracias a que se ha tenido contacto a través de cartas con las personas presas, lo que ha ayudado a continuar el trabajo, el apoyo y el contacto. Muchas de ellas han estado en contacto con el equipo y se ha seguido trabajando de forma telemática. Además, ya se han dado grandes pasos en la Prisión de Almería “El acebuche” donde se ha desinfectado el centro y se ha anunciado que pronto comenzarán las comunicaciones orales.

Este Programa Marco de Intervención en Prisión surge de la convocatoria a nivel andaluz del IRPF gestionada por Federación Andaluza Enlace, red de atención a las adicciones de la que NOESSO es parte. Gracias a esta financiación se interviene para apoyar a las personas que están en prisión, mujeres y jóvenes, que se encuentran con problemas de adicciones.

En el trabajo de NOESSO por la integración social de las personas, NOESSO no solamente trabaja en la Prisión con este Programa Marco, también con el Programa Reincorpora de La Caixa mantiene un trabajo de intervención con las personas presas que ha continuado en el Estado de Alarma a través de cartas, se han realizado videollamadas y trabajado por medios telemáticos.